El cultivo de girasol (Helianthus annuus) para flor cortada



El cultivo de girasol (Helianthus annuus) para flor cortada
8.- FERTIGACIÓN
Se utilizó riego localizado por goteo, con tubería portagoteros de 12 mm de diámetro
y goteros interlinea de 4 l/h, cada 32 cm, disponiéndose un ramal portagoteros entre cada dos filas de plantas.
La cantidad y los intervalos entre riegos fueron controlados por una batería de
tensiómetros, uno de 30 y otro de 60 cm de profundidad. Regándose cuando el
tensiómetro instalado a 30 cm de profundidad daba una lectura de 20 centibares.
Se observó que los riegos demasiado abundantes producían un reblandecimiento en
las plantas, haciendo que éstas tendieran a encamarse, desapareciendo el efecto cuando
pasaban unos dos o tres días sin riego. Esto era más acentuado en el cultivar Sun Deep,
por ser de mayor altura.
Como fertilizante utilizamos con buen resultado un equilibrio 1-1-2, en la dosis
necesaria para elevar la conductividad del agua entre 0,5 y 0,7 mS/cm.
9.- MALAS HIERBAS
No se suelen presentar problemas de proliferación de malas hierbas, ya que al poner
la planta crecida, supone una ventaja de partida del girasol sobre la mala hierba, y unido a la elevada densidad de plantación, y rápido desarrollo del girasol, impide la entrada de luz debajo del cultivo una vez que el girasol alcanza cierta envergadura, y con ello el desarrollo de las malas hierbas que hubieran germinado.
Fuente: El cultivo de girasol (Helianthus annuus) para flor cortada
Javier Melgares de Aguilar Cormenzana
Consejería de Agricultura, Agua y Medio Ambiente
Plaza Juan XXIII nº 4
30.071 Murcia (España)
fjavier.melgaresdaguilar@carm.es
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

INSECTOS MASTICADORES

EL CULTIVO Y MANEJO DE LA ALSTROEMERIA Plagas y enfermedades

MANUAL DE VIVERO ¿Cómo está compuesto el sustrato?