El gladiolo - Necesidades de la planta

 

El gladiolo - Necesidades de la planta

Veamos qué cuidados necesita esta planta.
La temperatura ideal del suelo para que esta planta crezca es de 10 a 12 grados
centígrados, aunque son capaces de sobrevivir en buenas condiciones si la
temperatura del suelo no supera los 30ºC. Temperaturas superiores a ésta son
perjudiciales para el desarrollo de la planta.
En cuanto a la temperatura ambiental, de 10 a 15ºC es la adecuada para la noche y
de 20 a 25 ºC para el día. La humedad ambiental deberá estar comprendida entre el
60 y el 70%.
En caso de que se vaya a cultivar la planta del gladiolo en invernadero, hay que
tener en cuenta que con falta de luminosidad las plantas se quedan ciegas y no
florecen, por lo que habría que aportar luz artificial al invernadero.
Es una planta poco exigente en suelos, pero prefiere los arenosos con aportaciones
de estiércol. Si el suelo tiene contenido de arcilla no será perjudicial, siempre y
cuando tenga un buen drenaje para evitar encharcamientos y enfermedades. La cal y
la materia orgánica le van muy bien, siempre que esta última esté en estado
humificado. Además, aparte de las necesidades que tiene en nitrógeno, fósforo y
potasio, es bastante sensible a las carencias de magnesio, hierro y calcio.
Enfermedades y plagas.- La plaga más común que afecta al gladiolo es la 'Trips'. Se
trata de un insecto chupador que pica las hojas y las flores donde provoca la
decoloración. Se puede controlar mediante el tratamiento de los cormos a base de
Lindano cinco semanas antes de la plantación y pulverizaciones preventivas con
aceites minerales y utilización de redes protectoras no tejidas.
Además, el gladiolo puede sufrir diversas enfermedades. Una de las más comunes
es la Fusariosis, que afecta tanto a las hojas, que se amarillean, como a las flores,
que ven reducido su número, y al cormo, donde da lugar a una podredumbre seca
de la base o del corazón e incluso a la momificación al final del almacenamiento.
Esta enfermedad se puede prevenir mediante la rotación de cultivos durante cinco
años o más, encalando los suelos, usando fertilizantes a base de nitratos, y
mediante tratamientos con productos presentados como polvos de Tiram, etc.
Otras enfermedades que afectan al gladiolo son la Estromatiniosis, Botritis, Roya
Transversa, o enfermedades relacionadas con virus, como el virus del mosaico de la
judía amarilla o el virus del mosaico del pepino.
Fuente: [http://www.mailxmail.com/curso-curiosidades-flores/gladiolo-necesidades-planta]
Curiosidades de las flores
Autor: Tusplantas.com
Publicar un comentario en la entrada