La Schefflera

 
LA SCHEFFLERA
Es muy versátil y bastante fácil de cuidar. por su forma tan peculiar,
siempre resalta en un grupo de plantas.
- La Schefflera o Brassaia es una planta muy versátil. A eso se le de-
be su popularidad. Crece bien al sol directo (cuando se acostumbra), a
la sombra, o en el interior de la casa. Hay dos clases: la Brassaia antino-
phylla (sombrilla australiana) o la Brassaia arborícola (enana).
- COMO UBICARLA
- A veces se encuentran varias de estas plantas sembradas juntas para
formar una área de privacidad, o una como al centro focal de un grupo
de plantas. Cuando esta agrupada con otras plantas de la misma especie,
entre todas forman un arbusto ancho y coposo. Cuando esta sola, crece
alta y fina. La Schefflera puede llegar a ser un árbol de nueve metros más
o menos, abriéndose con muchas ramas y con un tronca ancho.
- La Schefflera se presta muy bien para tenerla en el interior de la casa.
Sola, o en un grupo, siempre será el centro de atracción. Adentro crecerá
lentamente. Sus tallos serán largos y finos y sus hojas mas pequeñas que
de lo normal. Esto sucede porque no recibe el sol directo que necesita
para tener hojas grandes.
- EL RIEGO
- El riego de la misma depende del lugar donde este ubicada. Por ejem-
plo, si esta en el interior debe dejar que la tierra se seque antes de regarla
de nuevo. Si la riega demasiado, las hojas tomaran un color amarillo- y
hasta color café y negro-en las puntas y también en los tallos. Si deja que
la tierra se seque del todo, sus hojas se caerán y los tallos se van secando.
- Haga lo mismo cuando la planta este en el exterior donde recibe aire
fresco adecuado; riéguela cuando la tierra se seque, siempre y cuando la
planta este sembrada en un tiesto. Si esta sembrada en un tiesto no tiene
que cuidarla tanto. Será suficiente si la riega una vez a la semana durante
la temporada seca.

Cultivo de orquídeas

 
Las orquídeas constituyen una de las familias más numerosas del reino vegetal, que
por su diversidad y extraordinaria belleza de sus flores han cautivado a muchas
personas en el mundo. Son muy apreciadas en la jardinería y su recolección
extremada ha producido un peligroso trasiego de plantas silvestres que ha puesto
en peligro la supervivencia de muchas de ellas en algunas regiones del mundo.
Considerada por muchos botánicos como la familia de plantas con flores más rica
en especies y en continuo flujo taxonómico. Existen alrededor de 700 géneros con
28.000 especies, además de 100.000 híbridos en su mayoría de forma natural;
diversidad que hace de esta familia, la segunda en importancia entre las
Angiospermas.
Son plantas generalmente epífitas, es decir, prosperan en su mayoría sobre los
árboles, nunca se nutren de ellos. Su sistema radicular solamente se adhiere al
hospedero para fijar la planta. Se alimentan del medio ambiente al absorber el agua
de lluvia, rocío o humeda ambiental. No son plantas que crezcan comúnmente en
Europa, a excepción de las orquídeas terrestres cuyo sistema radical se encuentra
bajo tierra, éstas crecen en bosques abiertos, prados, o incluso márgenes de
riachuelos o lagos ricos en humus.
CARACTERES MORFOLÓGICOS
Además de epífitas, pueden ser también litófilas o rupícolas, terrestres y saprófitas
que presentan aspectos exteriores diferentes según pertenezcan a cualquiera de los
tipos
tipos ya mencionados.
Con un solo tallo, de gran altura como las del género Vanilla Mill. o con más de uno
como ocurre en los géneros Cattleya Lindl. o Cymbidium Sw.
Tienen raíces fibrosas, carnosas o tuberosas. En su mayoría son autótrofas, si bien
en ocasiones carecen de clorofila y se comportan como saprófitas, motivo por el
cual es muy importante el papel de los hongos que viven simbióticamente en sus
raíces (micorrizas). Tallos cortos o alargados, frecuentemente engrosados en
pseudobulbos.
Hojas desde solitarias hasta numerosas, membranáceas hasta carnosas, aplanadas
hasta teretes, simples radicales hasta caulinares, a veces presentes de los dos tipos,
a veces faltantes durante la antesis. Inflorescencias terminales o laterales; unifloras
hasta paniculadas; de muy pequeño tamaño hasta grandes y vistosas, zigomorfas,
generalmente hermafroditas, raramente unisexuales. Tres sépalos, libres o más o
menos unidos, especialmente los laterales, a veces muy diferentes del tercer sépalo
denominado dorsal. Tres pétalos de los cuales el situado entre los sépalos laterales
es por lo general muy modificado y variable denominado labelo. Estambres y pistilo
soldados en un órgano más o menos columnar situado en el centro de la flor y
denominado columna. Una a tres anteras situadas en su ápice, cerca o lateral de la
cara ventral; con estigmas confluentemente modificados en un ápice o
protuberancia llamada róstelo. Los granos de polen frecuentemente reunidos en
masas denominadas polinias, fácilmente triturables a cartilaginosos, en cantidades
de dos a ocho.
Fuente:
mailxmail.com/curso-cultivo-cuidados-orquideas/orquideas-caracteres]